¿Sabías que te puedes negar a hacer la prueba PCR?


Mucha gente ha pasado por el mal trago de tener que hacerse una PCR porque “alguien”, como un rastreador, una empresa o una escuela, se lo pide.

El mal rato no solo es por la desagradable sensación física que causa la prueba en sí, sino también porque dar positivo en ella puede arruinarte tus planes o parte de ellos, sin que nadie se haga responsable por posibles daños económicos o morales.

Y aparte de tu perjuicio individual, también lo sufre la sociedad, porque los positivos en pruebas PCR es la base sobre la que se justifican las restricciones y confinamientos.

¡Pero SIEMPRE puedes negarte!

Leer más

Este sitio web utiliza cookies para mejor tu experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de nuestra Política de Cookies, pincha aquí para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies